Desde Nueva York, Jesús Hermida


566491Siempre cito a los Beatles, Eurovisión y los Burda de mi madre como principales culpables de mi caída víctima del virus de la traducción y mi afán de aprender otros idiomas. Ahora, al ver en el Telediario la noticia de la muerte de Jesús Hermida me doy cuenta de que era la pata que le faltaba al taburete. Como las otras tres, que también estuvieron en mi subsconsciente hasta que tuve que empezar a responder a esa pregunta de “¿Por qué quisiste dedicarte a esto?”, al ver las imágenes de Hermida haciéndonos la crónica desde Nueva York, en blanco y negro como entonces, me he dado cuenta de cuánta culpa tiene, él también –y su Nueva York– de que yo haya acabado ganándome la vida de esta manera.

DCIM210GOPROUn español en Nueva York significaba que Nueva York era accesible: no era aquel lugar irreal que mostraban las películas de Frank Sinatra o de Cary Grant. No era ese decorado inexistente que salía en Desayuno con diamantes o en Descalzos por el parque. Nueva York existía: estaba ahí, en blanco y negro como la Castellana el día del Desfile de la Victoria, con aquel señor que hablaba un castellano impostado y lucía unos trajes que ninguno de por aquí osaba ponerse, con sus corbatas llamativas y su tupé, a medio camino entre lo elegante y lo moderno, asumiendo que estos fueron una vez términos contrapuestos. Jesús Hermida era guapo, era histriónico, era un extranjero patrio con un caché que nada tenía que ver con el de las folclóricas que conquistaban la América de habla hispana cantando copla. Y a diferencia de los Beatles, a las madres les gustaba.

348_269_csupload_27251498Hermida no exportaba España: importaba Nueva York. Ver su crónica era  asomarse a una ventana de la Quinta Avenida. Aun en la tele en blanco y negro los coches y los abrigos se coloreaban, se colaban en el cuarto de estar con tresillo de eskay verde y animaban los telediarios de la España de charanga y pandereta. Era la garantía de que ahí fuera había otro mundo que hablaba otro idioma y que nos traía, cada tarde, desde Nueva York, Jesús Hermida.

Esto ha sido todo: descansa en paz.

 

 

 

 

 

Anuncios

Acerca de Amelia Pérez de Villar

Traductora por el Institute of Linguists of London, he publicado las traducciones La nave de Ishtar, de Abraham Merritt (Valdemar 1991), Sound Bites, de Alex Kapranos (451 Editores, 2007), La estrategia del colibrí, de Francesco Morace (Ed. Experimenta, 2008) Ensayistas y Profetas, de Harold Bloom (2010) Escribir ficción (2011) y Criticar ficción (2012) de Edith Wharton, y Novelistas de Henry James en 2012 (Páginas de Espuma). Debuto en septiembre de 2011 como autora de la edición (traducción, prólogo y notas) de las Crónicas literarias y Autorretrato de Gabriele d'Annunzio (Fórcola Ediciones). Como autora, he publicado relatos en diferentes antologías y revistas, algunos de ellos finalistas de concursos, como "Manuela" (Los nuestros son todos, Fundación Civilia, 2005), "Escena con fumador en blanco y negro" (Canal Literatura, 2007, ganador del Tercer Premio) o "Si yo tuviera el corazón", publicado en el último número de la revista Renacimiento. En febrero de 2012 he publicado el ensayo biográfico Dickens enamorado (Fórcola); y en mayo de 2016 mi primera novela, El pulso de la desmesura (Fórcola). He sido también redactora en prensa escrita y colaboradora en la publicación digital Notodo.com. Más información en mi página web: www.ameliaperezdevillar.com
Esta entrada fue publicada en De translatio et al. y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Desde Nueva York, Jesús Hermida

  1. aurorasotos dijo:

    Qué buena crónica, me ha encantado. Creo que no se puede expresar mejor el ambiente de la España de aquellos tiempos y, hasta ahora no era consciente, pero probablemente algo influyó también en mi atracción por Nueva York.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s